Volver a la página índice
Alfred Hitchcock, el maestro del suspense (II)
vie, 25 feb 2005 18:23:00 +0100

Como director, Hitchcock ha sido alabado sobre todo por su ingenio, su impecable y muy estilizada técnica cinematográfica y por su afición a lo macabro y a lo escalofriante. Para alcanzar el clímax deseado utilizaba tantos elementos psicológicos como otros de gran impacto visual. Es sin duda, el maestro del suspense y uno de los más dotados de la historia del cine.

Los años cincuenta son la etapa más conocida de Hitchcock, donde se encuentran sus obras más refinadas, como La ventana indiscreta (1954), La soga, Con la muerte en los talones (1959), y sobretodo, la película que se ha convertido en el estandarte de su director Vértigo, rodada en 1958 con James Stewart y Kim Novak, un poema de amor y muerte. En esta década el director británico también dirigió las siguiente películas: Pánico en escena(1950), Extraños en un tren (1951), Yo confieso (1953), Crimen perfecto (1954), Atrapa a un ladrón (1955), Pero ¿¿quién mató a Harry ? (1955), un remake de su propia película El hombre que sabía demasiado (1956) Falso culpable.

Alfred Hitchcok fue nominado al Oscar como mejor director por La ventana indiscreta. El ganador de la estatuilla fue Elia Kazan por La ley del silencio. La obra maestra Psicosis (1960), título protagonizado por Anthony Perkins, supondría el inicio de los años 60 para Alfred Hitchcock, quien recibiría su última nominación al Oscar, un galardón que iría a parar a manos de Billy Wilder por El apartamento.

Sus siguientes películas en la década de los 60 fueron Los pájaros (1963), un film protagonizado por Tippi Hedren y Rod Taylor que supuso su tercera adaptación de una novela de Daphne de Maurier, Marnie la ladrona(1964), thriller psicológico en el cual compartían protagonismo Tippi Hedren y Sean Connery, Cortina rasgada (1968) y Topaz (1969), un thriller político con John Forsythe, John Vernon y Karin Vernon.

En la década de los 70 y en la última etapa de su vida, Hitchcock rodaría Frenesí (1971) y La trama (1976). En otoño de 1979 le fue otorgado el título Sir y el 29 de abril de 1980, uno de los grandes autores cinematográficos de todos los tiempos, fallecía a la edad de 80 años.

"creo que por cultura y por tradición no podría hacer películas distintas de las que hago. Me gusta burlarme de la muerte. Me encanta concentrar a gente normal y meterlos en situaciones grotescas..."

alfred hitchcock