Volver a la página índice
The Killers, talento surgido de la ciudad del pecado
vie, 28 ene 2011 17:30:00 +0100

Formada en 2002 en Las Vegas, Nevada, The Killers es una de las bandas de rock con mayor proyección mundial del panorama actual. Compuesta por Brandon Flowers (voz y teclado), Dave Keuning (guitarra), Mark Stoermer (bajo) y Ronnie Vannucci Jr. (batería), el cuarteto estadounidense ha publicado tres trabajos de estudio, vendiendo más de 15 millones de copias en todo el planeta. Además, el cantante y teclista de la banda, Brandon Flowers, acaba de debutar este año 2010 en solitario con Flamingo, un trabajo con el que ha cosechado mucho éxito y popularidad, gracias sobre todo al single "Crossfire".

The Killers nació en 2002, en Las Vegas, Nevada. Por aquel entonces, Brandon Flowers (voz y teclado) acababa de romper su relación con una banda conocida como Blush Response, tras rechazar mudarse a Los Ángeles con el grupo. Flowers decidió quedarse en Las Vegas, su ciudad natal, y seguir con su trabajo de botones en un hotel, pero sin dejar de lado su sueño musical.

Todo cambió el día que Flowers se topó con un anuncio de un periódico local que llamó su atención. Alguien buscaba voluntarios para formar una banda de rock, con influencias de Oasis, The Cure, U2 y The Beatles. Flowers respondió al anuncio y conoció así a Dave Keuning (guitarra y voz), el otro gran creador de la banda. A finales de 2002, el bajista Mark Stoermer y el batería Ronnie Vannucci Jr. se sumaron al proyecto de Flowers y Keuning, dando inicio así a The Killers.

Completo ya el cuarteto, The Killers comenzó a actuar en pequeños locales de Las Vegas; eso sí, no dejaron de hacer llegar su maqueta a las discográficas estadounidenses. Un representante de la poderosa Warner se fijó en la banda pero, el sonido de The Killers no llegó a impactar al gigante estadounidense, por lo que el representante se la pasó a un amigo que trabajaba en un sello independiente británico. Esa discográfica sí que apostó por el cuarteto estadounidense, por lo que, en 2003, The Killers firmó su primer contrato discográfico.

El cuarteto comenzó a ofrecer conciertos en Londres. Sus actuaciones en la noche londinense generaron un creciente interés por la banda, que trajo consigo un nuevo contrato discográfico, esta vez con una discográfica estadounidense: Island Def Jam Music Group.

Hot Fuss, el primer paso camino del éxito

En 2004, vio la luz la ópera prima de The Killers: Hot Fuss. El álbum tuvo una brutal acogida; de hecho, llegó al número uno de la lista de los discos más vendidos en el Reino Unido, y se mantuvo más de 50 semanas entre los 50 discos más vendidos de Estados Unidos. El primer trabajo del cuarteto fue nominado a 5 premios Grammy, y hasta el momento, ha vendido más de 7 millones de copias en todo el planeta.

Tras el impactante aterrizaje protagonizado con Hot Fuss, la banda no esperó demasiado para publicar su segundo álbum. En 2006, lanzaron Sam's Town, un trabajo que logró vender más de 750.000 copias en todo el mundo en su primera semana de lanzamiento. The Killers obtuvo un nuevo éxito comercial de la mano de singles como "When you were young", "Bones", "Read my mind" y "For reasons unknown".

Al año siguiente, 2007, la banda publicó un trabajo recopilatorio llamado Sawdust, compuesto por rarezas, caras B y dos temas nuevos: "Tranquilize" y "Shadowplay".

Posteriormente, en 2008, vio la luz el tercer disco de estudio de la banda: Day & Age. Este nuevo trabajo consolidó a la banda como una de las grandes del panorama musical. La crítica lo acogió con los brazos: fue calificado como el mejor disco que The Killers había publicado hasta la fecha y uno de los mejores del 2008. Los temas "Human", "Spaceman" y "Losing Touch" fueron las puntas de lanza del nuevo éxito del cuarteto de Las Vegas.

Gracias al nuevo éxito cosechado con Day & Age, The Killers fue cabeza de cartel en varios festivales en 2009, incluyendo los populares Hard Rock Calling o Lollapalooza. Ese mismo año, vio la luz el primer DVD en vivo de la banda: Live From The Royal Albert may.

Tiempo de descanso y aventura

A principios de este año, la banda decidió tomarse un descanso, por lo que varios miembros del grupo aprovecharon la ocasión para emprender diferentes aventuras musicales. Ronnie Vannucci se unió a Mt. Desolation, junto con a miembros de Keane y Mumford.

Brandon Flowers, por su parte, debutó en solitario en septiembre de 2010 con Flamingo, un trabajo que ha cosechado mucho éxito y popularidad, gracias sobre todo al single "Crossfire".

(Fotos: Lastfm)