El racionalismo (II). Spinoza y Leibniz

Aunque al racionalismo se le ha identificado con Descartes, lo cierto es que se trata de una corriente heterogénea y plural que acoge en su seno a pensadores vitalmente opuestos, pero unidos al propósito de estirar y radicalizar los poderes de la razón. Spinoza y Leibniz van a dotar a la filosofía de un poder auténtico para revelar una realidad subyacente inalcanzable para la observación y la experiencia cotidianas.

Spinoza. Dios y la naturaleza infinita

Spinoza adopta la definición cartesiana de sustancia (lo que no requiere de nada para existir) para elaborar una visión del mundo como una entidad unitaria identificada con Dios. Spinoza elimina todo residuo de trascendencia e identifica Dios y naturaleza infinita (Deus sive Natura). Dios es la única sustancia verdadera.

A diferencia de Descartes sostiene que, además de ser causa inmanente de todas las cosas, Dios no es exterior al mundo, sino que representa todo lo existente. Spinoza identifica a Dios con la naturaleza en su totalidad (panteísmo).

Atributos de la sustancia

La única sustancia divina tiene infinitud de atributos, pero sólo dos son inteligibles para el hombre: el atributo del pensamiento o la conciencia y el atributo de la extensión.

Niveles del conocimiento

Spinoza reconoce tres niveles de conocimiento:

  • Imaginación: basado en los sentidos, inadecuado y confuso.
  • Razón: alcanza una percepción clara de las cosas y sus conexiones necesarias. Produce un conocimiento verdadero y permite al hombre adquirir una representación clara de sus afecciones que las convierte en acciones. Mediante el conocimiento el hombre se libera de la servidumbre de las pasiones y se hace autónomo, activo y consciente de sí experimentando la alegría.
  • Ciencia intuitiva: tercer grado del conocimiento mediante el cual concebimos las cosas como contenidas en Dios. La ciencia intuitiva, la razón y el alma se elevan a Dios y conocen todo como expresión necesaria de Dios. Este conocimiento de nuestro ser en Dios se traduce en autonomía plena e incrementa nuestro poder y alegría.

Religión y Política

Spinoza realiza una interpretación racional de las Escrituras y deja claro que no transmiten conocimiento. Desde el punto de vista del conocimiento, la religión es inferior a la filosofía y su objetivo es la obediencia al mandato divino: la práctica de la justicia y la caridad.

Spinoza defiende un Estado laico que regule el ejercicio de la religión para no perjudicar la paz social ni los derechos naturales de los individuos y, de modo especial, el derecho de libre pensamiento y de expresión de las propias ideas.

Portada del Tratado teológico-político, 1882.BIBLIOTECA NACIONAL, MADRID.

Leibniz. La relación de Dios con el mundo

Leibniz explica la relación entre Dios y el mundo a partir de la distinción entre intelecto y voluntad divina.

  • Los principios lógicos y las matemáticas son verdades necesarias para Dios y para la razón humana, y descansan sobre el principio de no-contradicción. La razón las conoce a priori (al margen de la experiencia). El principio de contradicción es el fundamento de las verdades de razón y constituye el límite de la potencia absoluta divina.
  • El mundo es contingente y consta de seres y de acciones contingentes. Existe en virtud de una decisión libre de la voluntad divina y es el resultado de una elección entre distintos mundos posibles. El mundo puede describirse como un conjunto de proposiciones de hecho (posibles pero no necesarias) y su fundamento es el principio de razón suficiente: todo lo que existe o sucede tiene una razón para existir o suceder, pues de lo contrario no existiría o sucedería.

El mejor de los mundos posibles

Dios actúa conforme a una voluntad libre y racional y ha escogido el mejor mundo posible, pues no le conviene elegir sino lo racionalmente mejor. En el mundo no existen dos cosas iguales y en el universo existen infinidad de mundos posibles, pero aunque ninguno de ellos es necesario, el elegido por Dios es el mejor.

El mal

En su libro Teodicea, Leibniz explica cómo puede existir el mal en el mejor de los mundos posibles, distinguiendo tres tipos de mal.

  • Metafísico: simple imperfección o privación del ser propio de la criatura.
  • Físico: el dolor y el sufrimiento puede servir para corregirse y tratar de mejorar.
  • Moral: es consecuencia del pecado humano, de una elección resultante del mal uso de lo que en sí mismo es un bien (la libertad).

Dios no ha querido estos males, pero los tolera porque el bien los sobrepasa. Desde esta perspectiva, de difícil comprensión para la naturaleza humana, el mundo no puede ser mejor de lo que es.

Las mónadas

Existen infinidad de sustancias finitas, constituyentes del universo y creadas por Dios a las que Leibniz denomina mónadas: átomos metafísicos, centros de fuerza y de energía.

Las mónadas son creadas, imperecederas (salvo por aniquilación divina), no tienen forma, son individuales, están dispuestas en un orden gradual y constituyen agregados bajo una mónada dominante.

Las mónadas «no tienen ventanas ni puertas», su actividad es interna y autónoma y no actúan sobre el exterior. Para explicar la relación entre la mónada dominante del hombre (el alma) y la realidad externa (el cuerpo), Leibniz postula una armonía preestablecida: Dios estableció desde el origen la perfecta correspondencia entre las representaciones de todas las mónadas, entre el alma y el cuerpo. Dios actúa como un relojero que ajusta todas las mónadas para que marchen al perfecto unísono.

Enviar la página por correo a

< * Campos obligatorios

Muchas gracias.
El artículo ha sido enviado correctamente.

cerrar ventana
¡Ayúdanos a mejorar! Tu opinión es importante, por lo que agradecemos que nos envíes tus opiniones y sugerencias a info@hiru.eus

* Campos obligatorios
cerrar ventana

 

¿Qué son los iconos de "Compartir"?

 

Todos los iconos apuntan a servicios web externos y ajenos a HIRU.com que facilitan la gestión personal o comunitaria de la información. Estos servicios permiten al usuario, por ejemplo, clasificar , compartir, valorar, comentar o conservar los contenidos que encuentra en Internet.

¿Para qué sirve cada uno?

  • facebook

    Facebook

    Comparte con amigos y otros usuarios fotos, vídeos, noticias y comentarios personales, controlando la privacidad de los mismos.

     
  • eskup

    Eskup

    Conversa sobre los temas que te interesan y que proponen los expertos. Todo ello en 280 caracteres con fotos y vídeos. Lee, pregunta e infórmate.

     
  • delicious

    Twitter

    Contacta y comparte con amigos, familiares y compañeros de trabajo mensajes cortos (tweets) de no más de 140 caracteres.

     
  • tuenti

    Tuenti

    Conéctate, comparte y comunícate con tus amigos, compañeros de trabajo y familia.

     
  • technorati

    Google Buzz

    Comparte tus novedades, fotos y vídeos con tus amigos e inicia conversaciones sobre los temas que te interesan.

     
  • meneame

    Meneame

    Sitio web que se sirve de la inteligencia colectiva para dar a conocer noticias. Los usuarios registrados envían historias que los demás usuarios del sitio pueden votar.

     
 

 

cerrar ventana

Derechos de reproducción de la obra

 

Los derechos de propiedad intelectual de la web hiru.eus y de los distintos elementos en ella contenidos son titularidad del Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco.

No obstante, se permite el uso de los contenidos de hiru.eus en el ámbito educativo, siempre que se haga referencia y bajo las condiciones de licencia Creative Commons CC-BY-NC-SA.
Para más información: descarga el PDF (969,4k) .

El Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco se reserva la facultad de efectuar, en cualquier momento y sin necesidad de previo aviso, modificaciones y actualizaciones sobre la información contenida en su web o en su configuración o presentación.

El Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco no garantiza la inexistencia de errores en el acceso a la web, en su contenido, ni que éste se encuentre oportunamente actualizado, aunque desarrollará los esfuerzos precisos para evitarlos y, en su caso, subsanarlos o actualizarlos a la mayor brevedad posible.

Tanto el acceso a la web, como el uso que pueda hacerse de la información contenida en el mismo son de la exclusiva responsabilidad de quien lo realiza. El Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco no responderá de ninguna consecuencia, daño o perjuicio que pudieran derivarse de dicho acceso o uso de información, con excepción de todas aquellas actuaciones que resulten de la aplicación de las disposiciones legales a las que deba someterse en el estricto ejercicio de sus competencias.

El Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco no asume responsabilidad alguna derivada de la conexión o contenidos de los enlaces de terceros a los que se hace referencia en la web.

La utilización no autorizada de la información contenida en esta web, el uso indebido de la misma, así como los perjuicios y quebrantos ocasionados en los derechos de propiedad intelectual e industrial del Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco dará lugar al ejercicio de las acciones que legalmente le correspondan a dicha Administración y, en su caso, a las responsabilidades que de dicho ejercicio se deriven.

  Privacidad

Los datos aportados por la persona interesada se utilizarán, con carácter único y exclusivo, para los fines previstos en el procedimiento o actuación que se trate.

El órgano responsable del fichero donde se recogen dichos datos es la Dirección de Aprendizaje Permanente del Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco, ante quién podrán ejercerse los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición. Para tal fin contacta con info@hiru.eus.

cerrar ventana