Volver a la página índice

Bacteria buscadora de oro

Según descubrió un grupo de investigadores de la Universidad de Ohio que realizaba estudios en una zona de China donde hay minas de oro, en los lugares en los que abunda este metal hay también abundancia de esporas de una bacteria denominada Bacillus cereus.

Esta bacteria, a diferencia de muchos seres vivos no sufre daños por la presencia de oro. El secreto de esta inmunidad está en las esporas. Las esporas actúan al modo de conchas protectoras de las bacterias cuando las condiciones ambientales son desfavorables, ya sea por excesivo calor, radiaciones, toxicidad u otros motivos.

La espora protege a la bacteria mientras duran las condiciones desfavorables y cuando cesan éstas la bacteria puede desarrollarse libremente. Por este motivo, allí donde hay oro hay muchas esporas de esta bacteria y por lo tanto buscar estas esporas es un método eficaz para buscar oro y más económico que los métodos que vienen utilizando las compañías mineras.