La España de Fernando VII

El reinado de Fernando VII ofrece un balance con muchos aspectos negativos para la historia de España. Además de precipitar la pérdida de las colonias americanas, la restauración del absolutismo encendió el odio entre los españoles, de manera que el periodo se caracterizó por la represión política y por las continuas conspiraciones.

La restauración del absolutismo

En marzo de 1814, el Deseado, como llamaba el pueblo a Fernando VII, llegó a Cataluña y de allí viajó a Valencia.

Las Cortes, que se habían trasladado de Cádiz a Madrid, esperaban que el rey jurara la Constitución de 1812 (ver t50), pero Fernando VII, apoyado por una parte del ejército, de la nobleza y del alto clero, no estaba dispuesto a hacerlo.

Un grupo de sesenta y nueve diputados realistas acudió a Valencia a entregarle el Manifiesto de los Persas, en el que pedían la anulación de la Constitución, y el 4 de mayo de 1814 el rey firmó un decreto por el que anulaba toda la obra de las Cortes de Cádiz.

Apoyado por la «camarilla», un grupo de amigos de desigual condición, durante los seis años siguientes (1814-1820) Fernando VII ejerció un gobierno personal, cuyos rasgos fueron:

 

  • Se restauraron los consejos y secretarías del Antiguo Régimen, junto con la Inquisición, los señoríos y la prensa oficial.
  • Se cerró el paso a cualquier clase de reforma, pese a la pobreza en que se hallaba sumido el país a causa de la guerra y de la pérdida de las remesas americanas de metales preciosos.
  • Se persiguió sistemáticamente a los elementos liberales, lo que obligó a éstos a organizarse en sociedades secretas y a intentar acabar con el absolutismo mediante repetidos pronunciamientos.

Hombre oportunista y cobarde, Fernando VII gozaba del cariño del pueblo español desde la época en que Carlos IV se hallaba dominado por Godoy y se esperaba que el príncipe pusiera orden en el país.

El Trienio Liberal

En enero de 1820, el comandante Rafael del Riego (1785-1823) encabezó un pronunciamiento en Cabezas de San Juan al frente de un ejército que se disponía a marchar a América para reprimir el movimiento independentista. Un importante sector del ejército lo apoyó, y en marzo Fernando VII se vio obligado a jurar la Constitución de 1812.

El nuevo régimen liberal sólo duró tres años (1820-1823). Contra él se levantaron partidas de absolutistas en Cataluña, País Vasco, Rioja y Aragón, mientras los propios liberales se escindían entre moderados (o doceañistas) y exaltados.

El pronunciamiento de Riego inauguró una nueva oleada revolucionaria en Europa. El comandante liberal español fue aclamado como un héroe por los liberales de otros países, y la Constitución de Cádiz se convirtió en modelo para otras leyes fundamentales, como las que se promulgaron en Piamonte y Portugal.

Aunque apenas tuvieron tiempo de continuar la obra constitucional de Cádiz, los gobiernos del Trienio acometieron algunas importantes reformas:

  • La elaboración del primer Código Penal español.
  • La división del territorio nacional en provincias.
  • La supresión definitiva de la Inquisición y la venta de sus bienes (desamortización).

Mientras tanto, el rey pidió ayuda a la Santa Alianza (ver t51) para reponer su gobierno absolutista.

El Congreso de Verona decidió la intervención en España y en abril de 1823 un ejército francés al mando del duque de Angulema, los Cien Mil Hijos de San Luis, entró en la Península y restauró a Fernando VII como monarca absoluto.

La «Década Ominosa» y el problema sucesorio

La segunda restauración del absolutismo se inició con una represión política aún mayor que en la primera. Muchos liberales, entre ellos Riego, fueron ahorcados, mientras otros tuvieron que marchar de nuevo al exilio.

Los liberales volvieron a la práctica del pronunciamiento, al tiempo que los absolutistas más intransigentes, los apostólicos, ante la falta de descendencia de Fernando VII, comenzaron a apoyar al príncipe Carlos María Isidro (1788-1855), hermano del rey.

En 1829, Fernando VII se casó con su sobrina María Cristina de Borbón (1806-1878). Era su cuarta esposa y pronto quedó embarazada.

Presionado por sus consejeros, el rey publicó la Pragmática Sanción, una ley promulgada por Carlos IV en 1789 por la que derogaba la Ley Sálica de Felipe V (1713), que impedía reinar a las mujeres. De este modo, si del matrimonio nacía una mujer, Carlos María Isidro no tendría derecho a la sucesión al trono.

En 1830 nació la princesa Isabel. En 1832, los partidarios de Carlos (los carlistas) consiguieron que el rey, enfermo, anulara la Pragmática Sanción, pero, cuando se recuperó, Fernando volvió a ponerla en vigor. El problema sucesorio quedó abierto tras la muerte del rey (1833), al negarse los carlistas a reconocer a Isabel II (ver t59).

 

Fechas clave

  • 1813 Por el tratado de Valençai, Napoleón devuelve el trono a Fernando VII.
  • 1814 Fernando VII vuelve a España y decreta la abolición de la Constitución de 1812, junto con todos los decretos aprobados por las Cortes de Cádiz.
  • 1818 Fernando VII solicita sin éxito el apoyo de la Santa Alianza en el Congreso de Aquisgrán, para actuar contra los independentistas americanos.
  • 1820 Pronunciamiento de Riego: Fernando VII jura la Constitución y se inicia el Trienio Liberal.
  • 1822 En el Congreso de Verona, la Santa Alianza decide intervenir en España para restaurar el absolutismo.
  • 1823 Los Cien Mil Hijos de San Luis entran en España y llegan hasta Cádiz, donde se rinde el gobierno liberal. Se restaura el absolutismo.
  • 1829 Fernando VII se casa con su sobrina María Cristina de Borbón.
  • 1830 Fernando VII publica la Pragmática Sanción, que permite la sucesión femenina. Nace la princesa Isabel y es proclamada heredera del trono.
  • 1832 Los partidarios de Carlos María Isidro obligan al rey a derogar la Pragmática Sanción, pero poco después es promulgada de nuevo.
  • 1833 Muere Fernando VII y le sucede su hija Isabel II. Regencia de María Cristina.

 

 

Enviar la página por correo a

* Campos obligatorios

Muchas gracias.
El artículo ha sido enviado correctamente.

cerrar ventana
¡Ayúdanos a mejorar! Tu opinión es importante, por lo que agradecemos que nos envíes tus opiniones y sugerencias a info@hiru.eus

* Campos obligatorios
cerrar ventana

 

¿Qué son los iconos de "Compartir"?

 

Todos los iconos apuntan a servicios web externos y ajenos a HIRU.com que facilitan la gestión personal o comunitaria de la información. Estos servicios permiten al usuario, por ejemplo, clasificar , compartir, valorar, comentar o conservar los contenidos que encuentra en Internet.

¿Para qué sirve cada uno?

  • facebook

    Facebook

    Comparte con amigos y otros usuarios fotos, vídeos, noticias y comentarios personales, controlando la privacidad de los mismos.

     
  • eskup

    Eskup

    Conversa sobre los temas que te interesan y que proponen los expertos. Todo ello en 280 caracteres con fotos y vídeos. Lee, pregunta e infórmate.

     
  • delicious

    Twitter

    Contacta y comparte con amigos, familiares y compañeros de trabajo mensajes cortos (tweets) de no más de 140 caracteres.

     
  • tuenti

    Tuenti

    Conéctate, comparte y comunícate con tus amigos, compañeros de trabajo y familia.

     
  • technorati

    Google Buzz

    Comparte tus novedades, fotos y vídeos con tus amigos e inicia conversaciones sobre los temas que te interesan.

     
  • meneame

    Meneame

    Sitio web que se sirve de la inteligencia colectiva para dar a conocer noticias. Los usuarios registrados envían historias que los demás usuarios del sitio pueden votar.

     
 

 

cerrar ventana
 

Derechos de reproducción de la obra

 

Los derechos de propiedad intelectual de la web hiru.eus y de los distintos elementos en ella contenidos son titularidad del Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco.

No obstante, se permite el uso de los contenidos de hiru.eus en el ámbito educativo, siempre que se haga referencia y bajo las condiciones de licencia Creative Commons CC-BY-NC-SA.
Para más información: descarga el PDF (969,4k) .

El Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco se reserva la facultad de efectuar, en cualquier momento y sin necesidad de previo aviso, modificaciones y actualizaciones sobre la información contenida en su web o en su configuración o presentación.

El Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco no garantiza la inexistencia de errores en el acceso a la web, en su contenido, ni que éste se encuentre oportunamente actualizado, aunque desarrollará los esfuerzos precisos para evitarlos y, en su caso, subsanarlos o actualizarlos a la mayor brevedad posible.

Tanto el acceso a la web, como el uso que pueda hacerse de la información contenida en el mismo son de la exclusiva responsabilidad de quien lo realiza. El Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco no responderá de ninguna consecuencia, daño o perjuicio que pudieran derivarse de dicho acceso o uso de información, con excepción de todas aquellas actuaciones que resulten de la aplicación de las disposiciones legales a las que deba someterse en el estricto ejercicio de sus competencias.

El Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco no asume responsabilidad alguna derivada de la conexión o contenidos de los enlaces de terceros a los que se hace referencia en la web.

La utilización no autorizada de la información contenida en esta web, el uso indebido de la misma, así como los perjuicios y quebrantos ocasionados en los derechos de propiedad intelectual e industrial del Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco dará lugar al ejercicio de las acciones que legalmente le correspondan a dicha Administración y, en su caso, a las responsabilidades que de dicho ejercicio se deriven.

  Privacidad

Los datos aportados por la persona interesada se utilizarán, con carácter único y exclusivo, para los fines previstos en el procedimiento o actuación que se trate.

El órgano responsable del fichero donde se recogen dichos datos es la Dirección de Aprendizaje Permanente del Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Gobierno Vasco, ante quién podrán ejercerse los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición. Para tal fin contacta con info@hiru.eus.

cerrar ventana